Claudio Bravo: “Me encanta el Betis”

  • El meta chileno echa en falta el calor de los aficionados, de los que no ha podido disfrutar en el estadio desde su llegada

Claudio Bravo, encantado en el Betis de Pellegrini

Claudio Bravo no ha podido disfrutar aún del calor de la afición bética, pues llegó al club verdiblanco el pasado mes de agosto, ya con los estadios cerrados y sin público en sus gradas, algo que echa especialmente en falta el arquero chileno. “Me encanta el Betis, lo dije el primer día de llegar. Me tocó vivirlo enfrente como rival con la Real y el Barcelona, pero aún tengo ese sabor de boca extraño de no poder disfrutarlo a plenitud, del campo con la máxima capacidad, con efervescencia al llegar con el autobús y llenas de aficionados las calles. No lo he podido saborear, es lo que te deja ese sabor amargo de esta temporada, que es buena y lógicamente si hubiéramos tenido nuestra gente en el estadio hubiera apretado mucho más a otros equipos y eso sería bueno para nosotros y no lo hemos tenido, es lo que me falta. De mirar atrás en la portería y tener ese respaldo en la portería. Salir al calentamiento y no ver aficionados es complejo”, ha explicado el meta internacional chileno en una entrevista con RTV Betis.

Bravo lanzó un mensaje a los aficionados béticos: “Que sigan creyendo en nosotros. En las cosas positivas que estamos haciendo esta temporada. Que no sólo se fijen en las negativas. Hay mucho trabajo, esfuerzo y dedicación para hacer las cosas bien y querer que el club esté arriba y entre en Europa. Que sienta que el equipo en todos los partidos se deja la piel en el campo y que les extrañamos más que nada a la afición por la efervescencia que generan para que el rival se sienta presionado en nuestro estadio porque eso es también sinónimo de triunfo para nosotros. Que el rival no venga aquí y juegue fácil. Los necesitamos, queremos tener el campo lleno y que sea un lugar donde el rival lo venga a pasar mal. Queremos sentirnos arropados por nuestra afición”.

Mucha negatividad fuera del club

Y es que Bravo, a su llegada, quedó sorprendido de la negatividad de buena parte de la afición y el entorno béticos: “Uno lee y escucha cosas. Y me sorprendió una sensación no interna en el club sino hacia fuera de mucha negatividad, que otra vez iba a ser la misma temporada, que otra vez íbamos a estar peleando por no descender, que íbamos a perder contra el rival, que era la misma historia… Y al final creo que tampoco es bueno, que el aficionado antes de que empiece el partido en sí no necesita esa porción de negativisimo. Intento funcionar de otra manera, intentamos sacar lo mejor que tenemos de cada momento y competir, es lo que hemos intentado mantener partido tras partido, que el equipo no baje los brazos, que sigamos aunque vayamos en desventaja hasta el último minuto, hay talento y juego para revertir la situación y es lo que hemos intentado hacer”, afirma.

El meta chileno también ha valorado el papel de Manuel Pellegrini en el Real Betis. “No existía nexo antes de venir acá. Conozco de sobra la carrera hecha por Manuel en el extranjero sobre todo llena de éxitos. Me lo cruzaba como rival. Era un saludo de 20 segundos, de desearnos mucho éxito y poco más. No lo hemos tenido en la selección tampoco. Siempre apareció el nombre pero no se ha dado. No tuve la fortuna de trabajar con él antes. Me lo encontré acá cuando me habló del proyecto que tenía en mente y ya sabemos de sobra la capacidad que tiene para trabajar con el grupo, sacar resultados que no se estaban dando y la manera de afrontar los partidos. Es muy valioso”, señala Bravo

El guardameta habla de la conversación que tuvo con Pellegrini antes de firmar: “Yo aspiro a lo máximo. Satisfecho no quedo nunca. En parte sí me deja la tranquilidad de que la llamada de él era que el proyecto es este, voy a aspirar esto, quiero que el equipo juegue de una manera distinta a la que se veía aquí, que salga a jugar todos los partidos para ganar, no para sufrir y con todos atrás. Quiero un equipo protagonista, que juegue de igual a igual con quien sea y que aspire a los puestos de arriba. Y es donde estamos hoy en día. Satisfecho estaré si al final de temporada logramos el objetivo y podría decir sí o no pero nos falta lograr lo que tenemos en mente”.

‘Mea culpa’ por las lesiones sufridas

El portero chileno también hizo referencia a las múltiples lesiones sufridas esta temporada y asumió su responsabilidad: “Me he llevado tirón de orejas porque es parte del conocimiento de cada uno que debe tener. Llevaba 8-9 temporadas de dinámica distinta, de jugar domingo y miércoles, y me cambió aquí la dinámica. La semana es más larga, hay más carga en el entrenamiento y me tuve que ir adaptando cuando me tocó lesionarme un mes dos o tres veces. Eso nunca me había pasado en mi carrera. Es por la exigencia de cada uno. Me tocó en dos oportunidades, jugábamos visita y mi idea era ir a entrenar con normalidad al día siguiente con los compañeros, como en toda mi vida, pero lo tuve que hacer diferente. Ahora me lo tomo más tranquilo, y me adapto un poco a la edad. Me encantaría tener 25 años y no los tengo”, aseguraba.

Bravo espera que la próxima campaña sea mejor que la actual: “Esperemos que sea mejor que la temporada de ahora. Mi idea es trabajar, disfrutar poco y seguir trabajando. Yo quiero terminar mi carrera bien, de la mejor manera posible. Si no hubiese tenido la oportunidad de dos años de contrato en un club mi carrera se acababa en el Manchester City. Lo acababa y tranquilo, pero mover a mi familia para una temporada, imagínese ahora pagando las cosas para irme. Es complejo. Quiero volver a mis raíces cuando termine mi carrera de buena manera”.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *