La foto esperada de Benzema que ha aparcado el COVID-19

Antes del partido entre el Madrid y el City, Karim Djaziri, agente del francés, hizo oficial su extensión con el conjunto blanco hasta 2022, pero la crisis ha frenado todo por el momento
El 26 de febrero, horas antes de jugarse el Madrid-Manchester City de la ida de octavos de la Champions en el Bernabéu, trascendió la renovación de Karim Benzema por una temporada más. El francés, que acababa su acuerdo contractual con el Madrid en 2021, quedaba ligado automáticamente hasta el 30 de junio de 2022. Una fecha en la que Karim tendría 34 años, la edad en la que un delantero centro ya va planificando su última recta futbolística. La buena nueva la deslizó su propio agente, Karim Djaziri, en el programa Team Duga RMC Sport. “Karim acaba de extender su contrato hasta 2022. Es oficial”. En realidad esa “oficialidad” sólo se la dio él, pero el club se encargó luego de filtrar que efectivamente ese acuerdo con el delantero centro madridista existe y que se haría público al término de la presente temporada. Pero la crisis del coronovirus y el aplazamiento sine die de las competiciones ha cambiado la hoja de ruta. No por que corra peligro la extensión de contrato de Karim (Benzema tiene firmado hasta 2022), sino porque el club pretendía hacer una presentación de la renovación a lo grande y como agradecimiento al buen desempeño de Benzema en estas últimas temporadas.
La ceremonia ya es conocida. Firma en la sala de juntas junto a Florentino Pérez y luego apretón de manos en la ‘Capilla Sixtina’ del Bernabéu (con las 13 Champions detrás, en las que cuatro tuvo a Karim como titular) y la camiseta con el nombre de Benzema y el número 2022 a la espalda. La camiseta ya aguarda su momento en un cajón de la planta noble del estadio, pero no hay fecha para su lucimiento público. Karim, de momento, tendrá que esperar para hacerse esa foto con la persona que le contrató personalmente en su casa familiar de Lyon el 29 de junio de 2009, ganándole la partida al Manchester United, que pretendía hacer una operación relámpago con el por entonces joven crack del Olympique (allí metió 66 goles).

Benzema, en estos once años de blanco, ha jugado 501 partidos con la camiseta blanca, marcando 241 goles (0,48 de promedio), además de dar 119 asistencias, sin duda uno de los grandes pilares de su juego. También ha quedado para la posteridad su jugada de museo en el Calderón en la semifinal de Champions de 2017. Karim quiere dejar el Madrid con 34 años y jugar una última temporada en Lyon “al que siempre llevará en el corazón aparte del Real Madrid”, como confesó su propio agente. Benzema está orgulloso de su trayectoria en el Bernabéu como demuestra la imagen que publicó el lunes en sus Redes Sociales, con una foto de Cristiano, Bale y él juntos celebrando un gol: “Legèndaire BBC”. No necesita traducción…

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *